Solo, al lado del pesebre, el bebé empezó a llorar. Entonces un caballo se agacha y le hace algo encantador

Close